CRÓNICA DEL VIAJE A DOLOMITAS Y TIROL


Estación de autobuses de Donostia, 6 de la mañana, la expedición se pone en marcha. Llegamos al aeropuerto de Bilbao sin novedad. Volamos con vueling hasta Barcelona y aquí toca esperar. Hay que buscar una terraza que esté al aire libre y cerca del aeropuerto. Las únicas salidas que encontramos son las del metro, taxi, autobús... pero el grupo no se rinde y al final, preguntando, encontramos un bar semiclandestino SÓLO para empleados. La mitad de los ciclistas se despistan ante vistas atractivas pero nos reagrupamos rápido. El dietista da el visto bueno al menú (9 euros) y Potoko comenta que igual nos hacen currar cargando maletas al avión o hinchando las ruedas.

De Barcelona a Venecia, recogemos los coches de alquiler y salimos pitando hacia Alleghe donde nos esperan Xibiri y Andy. La descarga de las bicis y el montaje de los pedales se hace en silencio. Hay tensión por lo que pueda ocurrir mañana.
Después de cenar, briefing. Todos callados, Miguel nos informa de los pormenores de la etapa de mañana.


1ª etapa.


Dia radiante y en marcha con el apoyo de Jon al volante de la furgoneta. Después de pagar el peaje nos metemos por Sottolunga, primera encerrona. Desfiladero con suelo adoquinado y muro y a la salida empieza la fiesta. El puerto de Fedaia. Cada uno sube como puede entre los cantos de las marmotas y poco a poco aparece la mole de la Marmolada. la cuesta cuesta pero la vista merece la pena. En el Passo nos reagrupamos y unos ciclistas italianos nos sacan una foto.

Seguimos la ruta, pasamos junto a un lago y la gente se recupera. Bajamos y error!!! Guillermo, Gorka y Borja se lanzan a tumba abierta sin ver el desvio hacia Passo Gardena. Se van a meter en el bolsillo un regalo de 3 kms de bajada y la correspondiente subida! Luego alguno pagará las consecuencias.


Xibiri, Txomin y Andy se “pierden” en una cafetería en Canazei, el viejo zorro se ha preparado una via de escape por Pordoi.

Ascendemos a buen ritmo y en grupo el segundo puerto el passo Sella y de ahí al passo Gardena. Al llegar a la cima Pello Esnaola el galeno nos aconseja rehidratarnos (forst) mientras esperamos a los despistados. Jon negocia con el “gorrilla” el pago del parking de la furgoneta y en ese momento vuelven a pasar Guillermo y Gorka. Borja nos oye y para. Les avisamos que nos esperen en Corvara in badia donde engullimos los bocatas.

Aprovechando que estamos con el estomago lleno Miguel deja caer que hay un cuarto puerto muy bonito un tal Valparola. Algunos van tocaditos y rechazan amablemente la propuesta y otros pican. Tiramos para arriba y como ya he comentado antes los errores se pagan. Ha sido una oportunidad clarisima para eliminar a Guillermo pero ha salido vivo y cuesta abajo ha lanzado un ataque furibundo. Después de una bajada interminable queda el último capitulo. De Caprile en adelante es la hora de los finishers: Guillermo, Pello E. y Gorka atacan una y otra vez y llegamos reventados al hotel.

2ª etapa.


Hoy se sube un puerto temido y temible, el PASSO GIAU. Casi desde el inicio se hacen dos grupos. Yo sigo al primero a poca distancia y se le ve que van tragando tornantis todos juntitos y con elegancia. Suben con mucha facilidad o por lo menos eso parece.

El segundo grupo viene mas tranquilo pero bien organizado también. Al coronar se abren en paralelo y Potoko pasa en cabeza. Las fotos de rigor y tiramos para abajo.

Al llegar a Pocol Xibiri comenta que él ya conoce Cortina y que se va para arriba hacia Falzarego y se lleva con él a sus fieles gregarios. De Cortina subimos al Passo Tre Croci y bajamos (con alguna sorpresa del 12% ,verdad Potoko??) al lago Misurina. Paramos a comer junto al lago y al sol, al fondo las tres cimas del Lavaredo. Aparece un helicoptero amarillo y luego nos enteraremos que un tedesco ha sufrido un accidente mortal en el Lavaredo. Da pereza moverse y alguno se queda traspuesto. En el cielo aparecen nubes de tormenta asi que emprendemos la marcha. Lección magistral de Miguel de como se lleva un grupo hasta Cortina. Jon y Potoko aprovechan para visitar las tres cimas pero les cae una tormenta y se quedan con las ganas.

Nos queda el ultimo puerto: Falzarego. Falza-falso,traidor; Rego-rey. Según la leyenda este rey traicionó a su pueblo al romper su alianza con las marmotas y unirse a las águilas. Miquel quiere machacarse y no le sigue ni Javi Godinez. Por detrás el grupo se rompe, se junta y se vuelve a romper y asi hasta la cima. Aritz,Pello E. y Javi G. Ariño se quedan a tomar un café y el resto nos lanzamos cuesta abajo porque amenaza lluvia. En la bajada nos encontramos con un camién. La carretera es muy estrecha y el camión no se deja adelantar. Javi Ramada se la juega y por detrás Guillermo se la juega más, Txiki no va a ser menos pero al adelantar se traga un bache y pincha. Se restablece la calma hasta Caprile y después, como de costumbre, hachazo va hachazo viene hasta el hotel.


3ª etapa vuelta completa al Civetta (búho en castellano)


Haritz saca sus fichas y avisa que el passo Duran es mas duro que el Giau. Mensaje recibido. Salimos cuesta abajo hacia Agordo con la fresca de la mañana. Sorteamos un túnel por la derecha sin problemas y para cuando nos damos cuenta arranca el puerto de manera brutal.

Parece ser que Haritz tenia razón. Hoy me acoplo al grupo tranquilo. Haritz pone la música, Txomin sube y baja sacando fotos, Javi G. Ariño y los dos Pellos marcan el ritmo, Andy va agazapado y Xibiri calla. A falta de 2,5kms la pendiente se suaviza y Xibiri recupera el habla. Hemos subido 1075 metros. En la cima nos espera Jon el fotógrafo oficial luchando con su móvil.

Bajada alucinante a Pecol atravesando aldeas por las que la furgoneta pasa con dificultad. Atacamos el segundo puerto de la jornada, La forcella Staulanza, por cierto que forcella significa tenedor, toda una premonición. Entre curva y curva aparece el monte Pelmo. Llegamos al collado y Gorka que parecía que se quedaba vuelve como un tiro. Paramos a esperar y como un espejismo aparece una venta preciosa. La decisión es inmediata: nos sentamos a comer unos tagliateli mientras se cruzan apuestas sobre la altura del paredón del monte Pelmo.

Bajamos a Selva di Cadore, donde el pelotón se divide: Xibiri y su tropa tiran para abajo y el resto siempre a media ladera contorneamos el valle por el colle de Santa lucia y Cerdanoi hasta casa.


4ª etapa


Salida desde Corvara di Badia, lo que supone un traslado con la consiguiente carga y descarga de bicicletas al mando de Andy. La operación se realiza con rapidez y enseguida empezamos a subir hacia Passo Gardena, tranquilos y de charleta con un francés.

Reagrupamiento y comienza el larguísimo descenso por el val de Gardena pasando por el cruce del error y al lado de la iglesia de st Ulrich. Descenso interrumpido por algún que otro semáforo por obras para arreglar los estropicios causados por las frana, que no significa que haya que frenar sino que ha habido corrimientos de tierra.

Llegamos a Chiusa, situada en la principal via de comunicación de Italia con Austria. Por aquí pasan la autopista, el ferrocarril, la carretera nacional y... menos mal, un bidegorri!!

Paramos en una fontana para recargar los bidones y seguimos pedaleando por el bidegorri hasta Bressanone, donde empieza el Passo Erbe. El sol casca de lo lindo, la furgoneta no aparece y la moral de la tropa decae. En un primer grupo vamos Miguel, Javi Godinez, Guillermo, Gorka, Borja y el cronista y en el segundo muy cerca: Haritz, Pello E., Javi G. Ariño, Txiki y Javi Ramada. Miguel intenta hablar con Jon pero no hay cobertura. Por fin consigue comunicarse con él pero hay malas noticias. Venían por la carretera de Funes, pero no les dejan pasar porque la están asfaltando. El calor sigue apretando y solo llevamos 5 km. de subida, la cosa pinta mal.

De pronto la salvación, nos aparece San Giorgio. Javi Godinez se adelanta y encuentra un bar. Pedimos cerveza para todos y el tabernero nos aparece con un monton de jarras, estampa digna de la feria de Munich. Antes de trasegar la primera ronda ya estamos pidiendo la segunda, para acompañar unas tablas de queso embutidos y pan. El mal trago ha pasado!! Reanudamos la larga ascensión pero con otra alegría. Incluso nos encontramos con algún descenso y llegamos hasta el passo. La bajada nos guarda una pequeña sorpresa pero se supera con paciencia. Y llegamos al último tramo de la etapa. Bravo ya me había comentado que era un terreno pestoso y que había que controlar la velocidad. Guillermo va como una moto y el pelotón sufre. Menos mal que Miguel se pone en cabeza y nos lleva de vuelta hasta Corvara completando los 117 Kms
.


Día de descanso y traslado


Las dos últimas etapas transcurren mas al Norte, por lo que nos trasladamos a Morter. Una vez más, Andy demuestra su habilidad para cargar y descargar 15 bicicletas, maletas y varios.

Subimos esta vez en furgoneta el puertako de San Pellegrino y nos cruzamos con Nibali y compañía que bajan como flechas. Hacemos escala en Bolzano. Haritz, el especialista en nuevas tecnologías, en cosa de segundos tiene la visita controlada. Paseo, terraza, cerveza, paseo por el mercadillo, almuerzo en pizzería, terraza, café. Algunos aprovechan para comprar regalos para la familia. Potoko comenta que ha establecido relación con la alta alcurnia de la ciudad  y consigue que el vigilante de los wáteres públicos se acerque y nos dice muy serio que todo el grupo esta invitado a usarlos de manera gratuita.
Dejamos Bolzano, remontamos el rio Adagio entre un mar de manzanos perfectamente podados y llegamos a nuestro destino. A la puerta del albergue nos espera risueño el Sr Peter, nuestro Pello Errota. Los doctores inspeccionan con curiosidad un cerezo del jardín bajo la amenazante mirada de la dueña del lugar. El diagnóstico es que las cerezas están sanas. Hace calor (caldo), cenamos y después del café y grapa a la cama que mañana tenemos etapón.Si si, 48tornanti, 1800mts de desnivel uff!!!


5ª etapa STELVIO.


Día radiante una vez más, con un poco de viento que nos dará de cara hasta el inicio del puerto. La carretera tira para arriba y aunque vamos en fila de a uno, el intenso tráfico no respeta a los ciclistas. Pello E. consulta con su reloj chino y, al comprobar que vamos fuera de track, en el siguiente desvío se mete hacia el bidegorri, y detrás suyo Txiki, Andy y el cronista. Esto es un remanso de paz, pedaleamos entre manzanos y aldeas aunque sufrimos el ataque de los aspersores.

Llegamos a Pratto, donde volvemos a la strada statale, y ahí nos esperan la furgoneta y Javi G.Arino. Comienza puerto y enseguida vemos a otros elementos del grupo que nos esperan. Los grandes escaladores Bravo, Javi Godinez, Guille, Borja, Gorka se aprietan los machos.

Javi Ramada y yo vamos comentando la jornada y nos vamos animando, pasamos por la Roca Bianca (puesto de avituallamiento para el grupo de atrás).

Al llegar al albergue Franzenshole le comento que voy justito y me responde que lleva la espalda tocada y que va a parar a estirar. Desde aquí vemos lo que queda de puerto, la vista mítica. Levantamos el pedal y al poco alcanzamos a Xibiri que sube concentrado. Seguimos descontando tornanti y los de la furgoneta nos dan ánimos y agua. Por fin arriba, nos juntamos todo el equipo para la foto de rigor bajo el cartel del Stelvio.


Recuperamos, comemos, bebemos y nos ponemos los chubasqueros y ropa por que el viento es helador. Bajamos hacia Suiza, al principio las manos se nos hielan y la bici de Guillermo con el efecto shimmy. Un poco más abajo entramos en un valle recogido y a partir de aquí el descenso es maravilloso. En Mustair parada recuento y nos vamos a comer a Pratto. Nos lanzamos hacia abajo, Borja comentaba que había marcado 80Km/h, y entre un desfile de tractores llegamos eufóricos al restaurante. La vuelta a  casa la haremos por el bidegorri donde nos espera Pello Errota con su Bene,bene….


6ª etapa passo di rombo y passo di giovo


Hoy tenemos que trasladarnos a San Leonardo in Passiria de donde salen los dos puertos. Aparcamos al lado de una discoteca y va a empezar el baile. Es la ultima oportunidad para tumbar al leader. Javi Ramada lanza su ataque desde el km 0 del ascenso, a su rueda se meten Guillermo, Javi Godinez, Gorka, Javi G. Ariño y Borja. Bravo no se esperaba un ataque tan temprano, pero la táctica se tuerce ante el pinchazo inesperado de Ramada. Gorka le espera y reciben la asistencia inapreciable del jesuita Potoko. Aun así las hostilidades no cesan y Guillermo esta a punto de conseguir la etapa.

Por detrás un segundo grupo formado por Haritz, Pello E., Txiki, Txomin y el cronista van a un ritmo sostenido. A que no adivinais quienes faltan? Y para donde se han ido?


El puerto que corona a 2.419 mts tiene 29 kms de longitud y 1796mts de desnivel y no se cuántos túneles, se merece un respeto. El primer tramo de la ascensión es durillo luego llega el llano desde el que se ve el zigzagueo final impresionante y al que no se le ve salida, ya que allá arriba la carretera atraviesa el monte por un túnel. Para mi la vista es incluso mas espectacular que la del Stelvio.

Atacamos el tercer tramo y nos adelantan dos italianos, me pongo a rueda y les aguanto unos 3 kms., pero entonces veo a dos loiolatarras, Javi G. Ariño y Borja que han parado a comer algo, y juntos y en unión atravesamos el impresionante túnel sin iluminar y coronamos. Visita a Austria, fotos y para abajo antes de enfriarnos. En la bajada nos cruzamos con Potoko!!! Que sube con buena cadencia.

En San Leonardo nos juntamos Guillermo, Javi Godinez y yo. Entre dudas decidimos empezar a subir el Passo del Giovo. En el km. 3 en una tornanti,  sentados en una terraza cerveza en mano, nos encontramos con Andy y Xibiri que han subido el Giovo. Sus ánimos son determinantes para que sigamos, aunque Javi Godinez al ver que un túnel no esta iluminado decide darse la vuelta. Guillermo y yo seguimos. Nos cruzamos con Miguel que ya ha acabado la jornada y con cientos de freakis disfrazados de conejos, ratones, gallos… que bajan en mobilettes. Por fin coronamos el ultimo puerto. Nos damos un fuerte abrazo y Jon le cede los trastos de conducir a Guillermo y, después de 14 años sin tocar la bici, se baja el Giovo.